Oct

04

Húngaro y Adolfo: El inicio de una amistad


Si me hicieran escoger el lugar donde más me gusta estar, no dudaría en mencionar que la montaña cumple con todas mis expectativas. Este gusto nace por el apoyo de mi madre y el gusto por la montaña que mi padre me inculcó desde pequeño, por eso siempre fue la montaña el mejor lugar donde podría tener un paseo, un cumpleaños, incluso una navidad. Además, debo reconocer que desde niño me entregaron aprendizajes sobre el ski y el cuidado del ambiente donde tanto me gusta estar. Al pasar de los años, esto siguió junto a mí y atrapándome hasta el día de hoy.

Luego de unos cuantos años después, entré a la carrera de Educación Física. Pasé muy buenos momentos y forjé amistades que hasta el día de hoy me acompañan a mis salidas a la montaña. Fue mi profesor de montañismo quien me enseñó mucho de lo que ahora sé, y quien me entregó la oportunidad de ejercer docencia a la par suya (como estudiante y titulado), y que con el tiempo se convirtió en un muy buen partner a la hora de aventurarnos a la montaña.

Es en mi último año de carrera – y con esta pasión ya presente muy fuertemente en mí – que tras algunos días de búsqueda llega a nuestra casa el Húngaro, en marzo del 2014, con apenas 1 mes de nacido y convirtiéndose en el primer cachorro que tengo a mi cuidado.

Húngaro es un Rough Collie Tricolor. De cachorro fue un gordito peludo, muy asustado, el único de su camada que tubo ese color oscuro de pelo. Se diferenciaba fácilmente, ya que su cuello solo tiene la mitad de la franja blanca que caracteriza a su raza.

Húngaro Pequeño

Húngaro Pequeño

Desde un principio pensé en él para poder acompañarnos mutuamente en salidas y en nuestro diario vivir. Apenas llegó, a Húngaro le llamó la atención el equipo de montaña que tenía en mi dormitorio, las cuerdas, los ski. Siempre estaba “intruseando” y metido entre el equipo. Todo era nuevo para él, además, cada vez que le realizaba mantención a mi equipo de ski Húngaro me acompañaba y miraba todos los procedimientos.

02

Húngaro desde muy pequeño salió a caminar junto a mí. No siempre llegaba caminando solo a la casa… en realidad casi siempre terminaba por tomarlo en brazos y llegar con él así, ya que se cansaba y no quería caminar más. Sin embargo, a lo largo del tiempo se acostumbró más a la frecuencia de las caminatas y fue mejorando su resistencia. Luego de un tiempo, el pequeño Húngaro, ese gordito pequeño que llegó a nuestra casa, empezó a crecer y se volvió cada vez más aventurero.

04-adaptada

A medida que iba creciendo, conforme pasaba el tiempo, comenzó a aprender nuevas cosas: caminar cerca mío, obedecer cuando lo llamaba y andar sin correa siempre cerca uno del otro. Nunca estuvo en mi mente formar una relación jerárquica de humano – mascota con Húngaro, más bien, hasta el día de hoy seguimos construyendo un vínculo de acompañamiento; nuestras salidas y aventuras son únicas, así como el cariño que nos tenemos.

05-adaptada

Nuestra primera salida juntos a la montaña la hicimos el mismo año en que Húngaro llegó a casa, ya en los últimos vestigios que había dejado el invierno de ese año.

06-adaptada

En un comienzo (por su expresión) se notaba que no entendía que era lo que pasaba: yo guardaba sus cosas, sus juguetes, comida, etc…preparando todo lo necesario para entregarle una experiencia increíble a mi amigo de cuatro patas.

Ya arriba de la camioneta y después de un par de horas de viaje, llegamos a nuestro destino: Húngaro al principio muy cauteloso del terreno donde estaba, de las cosas que veía. Todo era nuevo para él. Sin embargo, no pasaron más de 5 minutos y él ya corría y corría por todos lados; no paraba de correr, saltar, ladrar y jugar hasta que se calmó un poco. Cerca al sector donde estábamos aún quedaban pequeñas manchas de nieve, y esto lo llevó a descubrir algo que para mí era muy común, pero que para Húngaro se convirtió en algo totalmente nuevo: si su felicidad había sido grande al llegar, conocer la nieve fue aún mayor! Se tiraba a la nieve, se revolcaba en ella, enterraba su cabeza, comía nieve, jugaba… la felicidad para él era completa; pasamos mucho tiempo jugando juntos en la superficie blanca.

07-adaptada

Luego de esa primera salida, comenzamos a ir más seguido a terrenos y lugares distintos a los habituales conocidos por él, no paramos más de seguir conociendo lugares juntos, realizando trekking, salidas con amigos, salidas en solitario por el día o por tiempo más prolongado; llegando a miradores de una belleza y tranquilidad relajante, logrando vivir aventuras y sobrellevar problemas que se nos presentaban.(8)

En estas salidas también conocimos gente nueva, quienes muy contentos y sorprendidos veían a Húngaro por los lugares que hemos llegado, le tomaban fotos y compartían con él. Tanto fue el cariño que le entregaban, que incluso fotos con Húngaro se han ido a países como Francia, Estados Unidos y también a ciudades de Chile.

Nuestro lugar preferido para hacer trekking es TODA MONTAÑA a la cual se nos permita poder acceder sin causar molestia. Sabemos que en ocasiones no podemos entrar a algunos espacios, sin embargo, siempre nos informamos primero y en cualquier lugar tratamos de ser respetuosos del entorno y lo menos invasivos posible; me gusta inculcarle límites a Húngaro e incorporarlos también yo. Junto con esta preferencia por la montaña que ambos compartimos, si tuviéramos que decidir por la estación en la que más nos gusta salir, no dudaríamos en mencionar el invierno, especialmente cuando todo está totalmente tapado de nieve.

09-adaptada

Mis vivencias con Húngaro me han obligado a probar muchos productos para él, para su seguridad y entretenimiento durante paseos y salidas a la montaña. Húngaro es un can con mucha resistencia y fuerza, su peso de __ kg, me exige utilizar los mejores productos en su equipamiento personal. Es así como dentro de la gama de productos para canes aventureros, los productos Ruffwear cumplen con el estándar y la calidad necesarias para nuestras aventuras.

10-adaptada

Recomendados por Húngaro y Adolfo

Ruffwear Gourdo

18740
Ruffwear Flat Out™ Leash

flaoout-leash

Ruffwear Web Master™ Harness

19948-2

 

 

Comentarios ( 4 )

  • Adolfo, entretenida historia, gracias por compartirla. Una consulta: De donde sale el nombre de tu mascota? Sé quienes son los húngaros, el tema es porque lo nombraste así?

    • Pablo en respuesta a tú pregunta el nombre no esta relacionado directamente con algo relacionado a los Húngaros, es mas bien por un tema de gustos y también porque la idea era que su nombre no fuera algo común ni repetitivo y fácil de entender para el y aprender.

      saludos

  • Hola Adolfo ; comparto plenamente tu amor por las montañas y los Perros .
    yo con mis 2 hembras Border Collie , hacemos bastantes paseo a montañas .

    que lugares me recomiendas para ir con ellas ???
    hasta el momento hemos ido al minillas y sus paradas intermedias .
    esperamos subir al punta de Damas y quizas al provincia algun día .

    • Daniel
      lamentablemente no soy de stgo vivo en temuco, solo podría recomendarte lugares de esta región con muy buena vista y lindos lugares, si quieres te puedes contactar conmigo vía correo (adol21fo@gmail.com)

      saludos

Deja un comentario